670 caballos que solo emiten vapor de agua


La automotriz japonesa Toyota dió a conocer el concepto el miércoles y comenzará a probarlo en las flotas de corta distancia que hacen viajes de ida y vuelta entre los muelles de la ciudad de los Ángeles y los depósitos aledaños operados por los gigantes del sector minorista.

“Creemos que este es un paso realmente importante para demostrar la capacidad de las células de combustible”, dijo Bob Carter, director de la unidad de ventas de Toyota de EE.UU., en una entrevista con Bloomberg Television. Toyota desarrolló el sistema de propulsión para el camión, que fue construido por Paccar Inc., dijo.

El prototipo del camión Class 8 es el indicio más evidente de que Toyota tiene la intención de mantener una posición de liderazgo en el naciente mercado de vehículos de pila de combustible.

A pesar de que es alimentado por hidrógeno, el camión de células de combustible de Toyota probará que no es débil. Con 670 caballos de fuerza, entrega al menos un 12% más de fuerza que la versión más grande de la familia diésel ISX15 que Cummins Inc. describe en su sitio web como el motor para camiones más popular de Norteamérica.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *