Rociar con agua a peatones imprudentes


Esto es lo que han decidido poner en práctica en la ciudad china de Daye, en la provincia de Hubei, mediante unos postes amarillos que detectan el paso indebido de peatones, momento en el que les rocía con chorros de agua. Una voz grabada anuncia “Por favor, no crucen la calle, el cruce es peligroso”. Pero esto no es todo. Además son fotografiados con unas cámaras de reconocimiento facial y muestran su imagen en una gran pantalla en espacios públicos.

Según la OMS, más de 700 personas mueren al día en accidente de tráfico en China. Muchas ciudades chinas están utilizando cámaras de reconocimiento facial para identificar a los infractores de tráfico e incluso para mandar mensajes a los conductores o peatones justo de después de haber cometido la falta.