6 consejos profesionales, ahora que llega el invierno


Muchos de los accidentes que involucran a camiones comerciales ocurren debido a que los conductores rebasan los límites de velocidad. El tráfico excesivamente lento, las precipitaciones y ciertas carreteras pueden hacer que los camioneros excedan los límites de velocidad para llegar a su destino más rápido. Viajar a velocidades ilícitas puede resultar fatal no solamente para los camioneros, sino también para el resto de los vehículos. Conocer algunos consejos de seguridad para transportistas puede ayudarles a ceñirse a las normas de conducción segura:

  1. Lleva el volante con delicadeza pero con firmeza: los movimientos bruscos pueden hacerte perder el control del vehículo. Las superficies con nieve y hielo dificultan los movimientos del volante y requieren movimientos cuidadosos y precisos.
  2. Usa las marchas para frenar antes que los frenos: si debes frenar y la carretera está resbaladiza, intenta dar ligeros toques al freno, manteniendo el talón en el suelo. Al hacer este gesto, se reducen las probabilidades de que se te bloqueen las ruedas y pierdas el control del vehículo.
  3. Abróchate el cinturón: las probabilidades de morir son 25 más altas al poder salir despedido del vehículo durante un impacto. Los cinturones de seguridad pueden evitar esta situación.
  4. Atención a las condiciones meteorológicas: las condiciones climáticas adversas contribuyen a un mayor porcentaje de las víctimas mortales relacionadas con la velocidad en camiones grandes. Los conductores deben reducir un tercio de la velocidad en caminos húmedos y la mitad o más en trayectos con nieve.
  5. Anticípate: para reducir la velocidad con seguridad, los transportistas deben anticiparse 15 segundos a los acontecimientos. Prestar atención al camino que sigue ayuda a evitar situaciones de frenado peligrosas.
  6. Desplázate con cuidado en las curvas: los límites de velocidad marcados por las señales de tráfico que hay en las curvas son aplicables a los coches, pero no a los camiones. Los camiones tienen que reducir la velocidad hasta alcanzar una velocidad igual o menor a la indicada en las señales. Evita rebasar estos límites y así no tener que pisar el freno cuando estés atravesando una curva, para que las ruedas del vehículo no se bloqueen y que éste derrape.

Sabemos que sois todos grandes profesionales y que nada de esto hace falta decíroslo, pero si recordaros quizás a algunos. Ya sean no solo conductores de camiones sino conductores de autobús. Un saludo a todos vosotros y buena suerte en la carretera.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *